Teatro Municipal

Inaugurado con el nombre de Teatro Guzmán Blanco, el 1 de enero de 1881 por Antonio Guzmán Blanco. Su construcción fue iniciada en 1876 por el arquitecto francés Esteban Aricar y completada a partir de 1879 por el Venezolano Jesús Muñoz Tébar. En la inauguración se ofreció una representación de la ópera El trovador que fue realizada por Giuseppe Verdi, con la Compañía de Ópera Italiana Afortunar Corvaba.

Es una de las salas de ópera más antiguas de Sudamérica después del Teatro Solís de Montevideo (1856) y antes que el Teatro Nacional Sucre de Quito (1886), el Teatro de Cristóbal Colón de Bogotá (1892), el Teatro Amazonas de Manaos (1896) y el Teatro Colón de Buenos Aires (1908).

En 1888 es renombrado Teatro Municipal. En 1905 se inaugura el Teatro Nacional que durante años competiría con el Municipal y el desaparecido Teatro Caracas en la escena teatral caraqueña. En 1930 fue renovado, reabriéndose el 29 de noviembre de ese año con una representación de la ópera Turandot.

En años recientes fue restaurado por la Alcaldía del Municipio Libertador de Caracas a través de Fundapatrimonio, el organismo local encargado de preservar, restaurar y mantener las obras patrimoniales y arquitectónicas de la Ciudad. Actualmente es sede de la Orquesta Sinfónica Municipal de Caracas y es popularmente conocido simplemente como «El Municipal».